Las pinzas de presión empleadas con los bloques cúbicos han sido adaptadas para la manipulación de Cubipod. Dentro del parque de fabricación y acopio se recomienda la utilización de una pinza de presión doble para su manipulación, mientras que para la colocación de las piezas sobre el talud se ha diseñado una pinza simple.

La manipulación con pinzas de presión es preferible a la manipulación con eslingas. Se ahorran las operaciones manuales de colocación de eslingas y se aumenta la seguridad física del personal. La manipulación de piezas con pinzas de presión se considera un requisito fundamental para facilitar el manejo rápido y seguro de piezas de hormigón de gran volumen, es decir, permitiendo manipular las piezas desde la grúa, con menos personal y a mayor distancia.