Robustez estructural

Cubipod es la pieza monocapa más robusta del mercado, mucho más que las de tipo bulky existentes. Esta elevada robustez estructural es una de las principales razones por la que se pueden fabricar cubipods de cualquier tamaño, al contrario que con el resto de piezas monocapa, las cuales tienen una limitación de tamaño importante para fabricarse sin armadura (en torno a los 20 m3).

Su robustez estructural ha sido probada con ensayos de volteo y caída. Soporta alturas de caídas un 50% superior a las de los bloques cúbicos convencionales, llegando a soportar caídas extremas desde 8,5m y 9,5 m de altura. Más información en Ensayos de laboratorio

121 ROBUSTEZ ESTRUCTURAL 1
Ensayo caída martillo: cubo (h=1,5m) (32,5% pérdida de peso).
121 ROBUSTEZ ESTRUCTURAL 2
Ensayo caída martillo: Cubipod (h=2m) (0,7% pérdida de peso).
121 ROBUSTEZ ESTRUCTURAL 3
Ensayo caída extrema: Cubipod (h=8,5m) (0,8% pérdida de peso).

La elevada resistencia estructural de Cubipod es consecuencia de su geometría, que propicia pequeñas fracturas de borde que reducen las aceleraciones del cuerpo central y las fracturas internas que provocan la rotura global de la pieza. El riesgo de rotura de la pieza es muy reducido, tanto durante su manipulación y colocación como durante su vida útil. Su gran resistencia estructural favorece su colocación sin límite de número de filas como pasa en las piezas tipo bulky.